10 ideas para refrescar tu salón con los colores gris y verde

Hay que reconocer que a todos nos gusta la decoración moderna. El problema es que a veces puede parecer monótona y algo fría. Para ello no hay nada mejor que añadirle algunos elementos cálidos e incluso focos de color muy intensos que nos hagan romper con los patrones. En este caso vamos a ver como se está combinando el color gris con el color verde para darle una vida fresca y natural a un salón. Esperamos que te guste tanto como a nosotros.

1. Salón gris y verde fresco y luminoso

Salón gris y verde fresco y luminoso
digsdigs.com

El primer salón que tenemos opta por utilizar el color gris como base de toda la decoración. Estamos viendo diferentes tonalidades de gris tanto en las paredes, como en los sofás, como en algunos muebles. Y a la hora de añadir el verde se eligen algunos toques de color muy concretos que vemos en las plantas o en algunos elementos decorativos, los cojines o la manta son ejemplos perfectos.

2. Salón verde elegante y gris con obras de arte

Salón verde elegante y gris con obras de arte
digsdigs.com

Si en cambio lo que quieres es tener un salón con un toque más elegante puedes optar por un color verde mucho más sólido y sobrio. Este salón contemporáneo en colores gris de diferentes tonalidades tanto en el suelo como en los elementos de decoración, resalta mucho más gracias a los sillones en color verde de terciopelo. Además se han elegido perfectamente las tonalidades porque encajan al 100% con la obra de arte que vemos al fondo que está colocada en el centro de la estancia.

3. Moderno salón en gris y verde

Moderno salón en gris y verde
homedesignlover.com

Esta es la viva imagen de lo que nos referimos cuando decimos una base de color gris con pequeños acentos de color intenso vemos un salón totalmente común prácticamente monocromático excepto por el suelo de parquet al cual se le han decidido añadir unos pequeños detalles en color. Los cojines, las velas, las cajitas del fondo y el cuadro están elegidos con mucho cuidado para que tengan el mismo tono de verde y funcionen al unísono.

4. Salón verde y gris con un aire rústico

Salón verde y gris con un aire rústico
avantela.com

Si elegimos combinar el color gris con el color verde podemos darle un aire mucho más rústico al añadir elementos de madera. Fíjate como la parte central de este salón podría ser de cualquier casa de la ciudad totalmente moderno y contemporáneo. Pero la que empezamos a alejar la vista vemos como la pared en color verde y de madera combinada con el suelo de parquet tradicional generan un efecto muy rústico que rompe con el estilo central del salón.

5. Salón gris y verde muy otoñal

Salón gris y verde muy otoñal
homedesignlover.com

A todos nos pasa que el color verde lo relacionamos automáticamente con la naturaleza y la vegetación. Esto es muy común llevarlo incluso hacia sensaciones primaverales. Pero en este caso estamos viendo como con un pequeño toque de color naranja lo que vemos es un salón muy otoñal. La base de color gris funciona cómo lienzo sobre el cual se han añadido esos sofás de diseño en color verde brillante y las pequeñas gotas de color naranja son las que generan está sensación mucho más melancólica y otoñal.

6. Salón gris con toques verde esmeralda

Salón gris con toques verde esmeralda
idealhome.co.uk

Llevamos viéndolo durante todo este artículo y es que el verde cuenta con muchísimos tonos diferentes de los que podemos aprovecharnos. En este caso estamos viendo un salón bastante exótico que combina materiales de mimbre con muebles antiguos. Hasta aquí podríamos estar viendo cualquier salón vintage. Pero sin duda el que se lleva toda la atención es el sofá verde esmeralda que vemos en el centro con unos cojines floreados. Está combinación de verde esmeralda con gris funciona genial porque permite resaltar el sofá como pieza central de la decoración.

7. Delicado salón verde y gris

Delicado salón verde y gris
avantela.com

Si queremos añadir un toque de color a un salón no tiene porqué ser con elementos enteros de ese propio color. En este salón tan delicado estamos viendo como la base de la decoraciones en color neutral, los colores grises y blancos se llevan la mayor cantidad de la superficie mientras que son los pequeños estampados los que nos hacen fijarnos en el diseño. Todos los cojines floreados son los que hacen que haya mucha más atención dentro de este propio salón. No hay que olvidar que los elementos de madera de la pared, de los muebles y del propio suelo añade en calidez a toda la decoración.

8. Salón verde claro con suelo de color gris

Salón verde claro con suelo de color gris
idealhome.co.uk

Otro ejemplo de cómo se utiliza de una manera genial la combinación de un color verde neutro con un color gris de la misma intensidad. Amor colores se mezclan y se complementan a la perfección haciendo que todo quede muy armonioso pero sin llegar a ser aburrido ya que hay bastante cambio de color. Esa filosofía es la misma que pasa con el rosa pálido que vemos en los cojines del sofá.

9. Salón contemporáneo en gris, verde y negro

Salón contemporáneo en gris, verde y negro
88designbox.com

Llegamos al máximo representante de la combinación del color gris y el color verde en un salón moderno. Esto es lo que nos viene a todos en la cabeza cuando estamos pensando en ello. El salón está pintado con una base de color gris y los muebles son de color negro para crear un fuerte contraste. Pero lo que crea un fuerte interés por este salón además de darle vida y frescura es la elección de un color verde vivo qué se utiliza en diferentes detalles esparcidos por todo el salón.

10. Gran salón en verde y gris

Gran salón en verde y gris
88designbox.com

La idea de utilizar un color focal para llamar la atención se puede utilizar en salones de todos los tamaños, pero funciona mejor cuando el salón es muy grande. Cómo estamos viendo en esta imagen el salón decorado en blanco y gris parecería demasiado estéril y aburrido si no se le añadirá algo de interés. Además cuando un salón es tan grande la vista no sabe muy bien adónde ir y ayuda mucho tener una zona que resalte. En este caso la zona que resalta es ese sofá de color verde brillante que ayuda a guiar la vista hacia dónde queremos llevar a nuestros invitados.