8 ideas para decorar una habitación Juvenil Pequeña

Es cierto que el espacio es una limitante a la hora de decorar, pero que una habitación sea pequeña no significa que no podamos sacarle mucho partido si hacemos las cosas bien. Por eso vamos a ver 10 ideas para decorar un cuarto juvenil pequeño.

1. Pinta las paredes

Vamos a empezar por la parte más grande de las habitaciones, las paredes y el techo. Lo más sencillo es utilizar colores blancos o muy claros para reflejar la máxima cantidad de luz, de esta forma la habitación parecerá más grande. Pero esto puede hacer que todo quede un poco aburrido, así que no está de más que lo combines en con tonos pastel para darle vidilla o incluso des un toque de color intenso, puedes usar tu color favorito.

Si la habitación es muy estrella te recomiendo que pintes las paredes más cortas de un tono oscuro y las más largas de un color claro, esto atenuará el efecto «pasillo».

2. Elige muebles sencillos

Ahora pasamos a los muebles, que es lo que más espacio va a ocupar. Como norma general para decorar una habitación juvenil deberíamos usar pocos muebles pero que sean muy prácticos, porque con el paso del tiempo los chicos suelen darle su toque personal y tienden a acumular más y más cosas.

Los muebles blancos o poco intensos son una gran elección siempre, te recomiendo que priorices la cama para que sea cómoda y resistente porque ya pesan como un adulto y un escritorio amplio para estudiar.

3. Los muebles versátiles son perfectos

Siguiendo con los muebles y para combatir la falta de espacio, lo mejor es elegir muebles versátiles.

Un sofá cama donde poder dormir pero también tumbarse a jugar a la consola o ver películas es una buena opción. La posibilidad de tener taburetes ocultos o sillas plegadas para cuando vengan sus amigos también. Un escritorio plegable para dejar la habitación despejada cuando ya no haya que estudiar también será de agradecer.

4. Máxima iluminación

Una correcta iluminación hará que la habitación se ve a más grande de lo que es y mucho más viva. También será esencial para poder estudiar sin cansar los ojos en las épocas de poco sol.

Lo primero que haremos será aprovechar la luz natural de la propia ventana, pero vamos a poner una forma de controlarla con un store que es una opción que gusta más a los jóvenes que las cortinas. Con esto ya tenemos aprovechada la luz del día y controlada para el verano cuando llegue a ser incluso molesta.

Ahora vamos a la luz artificial. Vamos a tocar 2 temas importantes, la decoración y la practicidad:

  • Decoración: Si queremos que la habitación parezca más grande podemos hacer que haya una luz blanca que ilumine al techo y las paredes, así conseguiremos que parezcan más alejadas. Este recurso es genial para resaltar zonas u objetos importantes de la habitación.
  • Practicidad: Necesitaremos un foco de luz potente y blanco para el tiempo de estudio.

Desde mi punto de vista lo mejor es combinar ambos mundos y tener 2 tipos de luces. Las que darían ambiente, ampliando la habitación o resaltando sus objetos favoritos y las que usaría para estudiar. Con esto conseguiríamos lo mejor de ambos mundo.

5. Usa espejos

Para los jóvenes lucir bien es esencial, por lo tanto tener un espejo en el cuarto será de gran utilidad. Sobre todo si es uno de gran tamaño.

Los mejores sitios donde puedes ponerlos son:

  • La pared detrás de la puerta: de esta forma cuando se cierre la puerta para tener más intimidad podrán mirarse al espejo.
  • La puerta de un armario: De esta forma no molesta y se aprovecha la puerta. Puede estar en el interior para ocultar el espejo cuando se quiera o en el exterior de la puerta para darle amplitud a la habitación.
  • En una columna: Es sitio es de mis favoritos, ya que las columnas son difíciles de aprovechar y se comen mucho espacio, con un buen espejo se arreglan ambos problemas a la vez.

6. Los vinilos decorativos están de moda

Los vinilos decorativos son una forma muy sencilla de decorar las paredes. Pero también los podemos usar de forma inteligente para dar ese efecto de amplitud que estamos buscando. A día de hoy venden vinilos con cualquier forma y si lo combinamos jugando con la perspectiva podemos hacer que la pared tenga un falso fondo. Esto dependerá del tipo de decoración que quieras para la habitación.

7. Accesorios juveniles

Para la parte de accesorios y demás lo mejor creo que es dejar a los propios chicos. Los accesorios son los que dará el toque personal a la habitación para que no la vean como algo que le han impuesto sus padres. Lo más normal es que añadan posters, la guitarra, corchos con recuerdos, collares colgados…

No está mal que intentes aconsejarles sobre cosas que les gustesn pero que también sean útiles. Un puff, relojes, estanterías, percheros y demás pueden tener diseño geniales y ser útiles al mismo tiempo.

Para elegirlos de forma correcta lo mejor es que todo esté dentro de una misma paleta de colores y lo segundo que no se abuse de este tipo de objetos, al fin y al cabo ocupan espacio y a la larga puede agobiar tener la habitación totalmente repleta.

Decoratip: Estas Ideas para pintar una habitación de adolescente son increíbles.

8. Alfombras juveniles

Las alfombras son geniales para dar calidez a una habitación. Pero también sirven para proteger el suelo de posibles desgastes por los muebles y sillas. Y aunque pueden reducir un poco el espacio, las alfombras bien elegidas puedes separar zonas dentro de una misma habitación Así que me encantan para decorar una habitación juvenil.

Te recomiendo que no tengan patrones muy complejos, porque harán ver la habitación demasiado «vieja». Por contra usa colores vivos y materiales cálidos, así también darás más riqueza en cuanto a las texturas de la habitación.

Después de todos estos consejos seguro que te mueres de ganas de empezar a decorar. Solo recuerda que si es la habitación de tus hijos, lo mejor que puedes hacer es dejarles participar. Que os divirtáis mucho cambiando el cuarto!

Descubre más Tips de decoración en los siguientes artículos:

¿Cómo decorar un dormitorio pequeño?